Eliminar los olores de mascotas con ozonizadores en el hogar

El ozono herramienta con la que elimina cualquier tipo de olor en casa sin necesidad de usar químicos

Acabar con el eterno problema de los olores de mascotas en el hogar es posible si contamos con la ayuda que nos brinda la tecnología del ozono. Su versatilidad se debe, por un lado, a la misma flexibilidad de uso que proporciona el ozono disuelto en agua o en aire, y por otro a la gran variedad de equipos que podemos encontrar en el mercado.

En este artículo vamos a explicar de forma sencilla por qué eliminar los olores de mascotas con ozonizadores domésticos resulta tremendamente eficaz. Tanto los olores como la contaminación asociada a los mismos, proporcionando una higienización de ambientes y superficies profunda y muy completa.

Por qué el ozono

La elección del ozono significa optar por un método de probada eficacia a nivel industrial y profesional, además de ser de gran ayuda para desinfectar atmósferas y superficies de todo tipo en el hogar.

Básicamente, el ozono nos proporciona una herramienta muy efectiva de cara a acabar con las pestilencias típicas de una casa, entre las que se encuentra el hedor propio de los animales de compañía. Cada uno con una serie de peculiaridades, pero todos con un mismo resultado: la contaminación del ambiente interior de nuestro hábitat, que a su vez también es el suyo, puesto que lo compartimos con ellos, ya sean aves, perros, gatos, conejos, reptiles o cualquier otro animal.

Su efectividad se debe a la oxidación que se lleva a cabo durante los minutos en los que se efectúa el tratamiento. Durante este breve periodo de tiempo el ozono oxida la suciedad y contaminación en general, incluyendo componentes orgánicos (virus, bacterias, hongos, ácaros, etc.) e inorgánicos, así como los malos olores.

Una vez finalizado el tratamiento, el ozono se convierte en oxígeno, sin dejar residuos de ningún tipo. Por lo tanto, no solo conseguimos casi un ciento por ciento de eficacia en su eliminación sino que además obtenemos tan buenos resultados sin tener que soportar efectos secundarios ni para personas, mascotas o medio ambiente.

A diferencia de los típicos productos desinfectantes, formulaciones absorbeolores y otras soluciones de base química, el ozono proporciona una eficacia mucho mayor (varias miles de veces superior a la lejía) sin añadir olores. Muy al contrario, los elimina, dejando un olor a limpio que resulta tan saludable como agradable.

Todo tipo de mascotas y olores

Con independencia del olor de que se trate, por lo tanto, el enrarecimiento de la atmósfera acaba siendo el problema que queremos y podemos solucionar utilizando ozonizadores domésticos.

De este modo, sea cual sea la mascota o mascotas con las que compartamos espacio, acabar con los olores que desprenden sus accesorios, superficies del hogar donde duermen o descansan y también ellos mismos es posible aprovechando las propiedades del ozono.

Los ozonizadores domésticos son aparatos especialmente diseñados para higienizar de forma integral, lo cual supone también decir adiós a los malos olores. En el caso de los aparatos ozonizadores de aire o mixtos (de aire y agua), podemos utilizarlos bien para realizar tratamientos de forma regular o puntual, a modo de tratamiento de choque.

En el caso de tener la bandeja higiénica de los gatos en el cuarto de baño u otra habitación, pongamos por caso, un ozonizador mural puede realizar tratamientos regulares de forma automatizada, en función de nuestras necesidades. Será fácil programar el equipo para que mantenga la atmósfera limpia y fresca.

También podemos lavar los accesorios de los animales en una lavadora que utilice agua ozonizada, por otro lado muy ventajosa para hacer la colada. Para ello, podemos contar con un ozonizador que ozonice el agua antes de introducirse en la lavadora o, por ejemplo, contar con agua potable ozonizada para toda la casa.

Otra opción consiste en lavar a mano utilizando agua ozonizada que puede provenir bien de un ozonizador para toda la red, de un ozonizador de grifo o de un ozonizador de agua de tipo compacto, ya sea de aire o mixto. De igual manera, la hora del baño será para las mascotas asimismo un tratamiento de cuidado y eliminación de olores gracias al uso de agua ozonizada.

El agua ozonizada, por otra parte, puede sernos de gran utilidad para llevar a cabo una limpieza general de la casa. Con ella podemos desinfectar y eliminar olores en suelos, paredes, puertas, bancadas, muebles y todo tipo de superficies u objetos que lavemos con el mocho, la bayeta o sumergiéndolos en agua ozonizada.

Si queremos lavar en seco, el agua ozonizada también será un buen recurso. Además de las bolsas ozonizadoras, en cuyo interior podemos introducir objetos como peluches, tejidos o prendas de vestir, entre otros, es posible llevar a cabo una limpieza aplicando directamente el chorro de aire sobre la superficie a tratar.

En suma, los ozonizadores ofrecen un amplio abanico de posibilidades a la hora de dar respuestas a los problemas de malos olores y descontaminación de ambientes y superficies ensuciadas por nuestras mascotas. Elegir el dispositivo o combinación de dispositivos idóneo para responder a nuestras necesidades será clave para obtener los mejores resultados.

Ambiente interior de calidad con equipos de ozono. Olvidate de malos olores y del uso de ambientadores que solo enmascaran el olor

 

Otras ventajas, más allá de desodorizar

Más allá de acabar con los malos olores y polución asociada a la presencia de mascotas en el hogar, los ozonizadores nos brindan una gran eficacia en la eliminación de contaminación doméstica en general. Su efectividad significa minimizar la existencia de microorganismos potencialmente perjudiciales para la salud, entre ellos gérmenes patógenos, ácaros del polvo o, por ejemplo, partículas contaminantes de tipo químico que también pueden ocasionar enfermedades y un gran disconfort.

En definitiva, recurrir a la tecnología del ozono significa mantener limpio y sin olores nuestro hogar en atmósferas y superficies, incluso cuando hemos de extremar las medidas de higiene, como ocurre en los hogares donde hay mascotas.

El resultado será un ambiente interior de calidad, en el que respirar será un placer, así como una higiene completa que acabará con pestilencias en los mismos animales, en superficies y objetos de todo tipo. Bastará con hacer la elección adecuada de los ozonizadores que precisamos para darles uso fácilmente cuando sea necesario.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *