Cuidado al mudarte de casa: los gérmenes podrían acompañarte

4 beneficios de un ionizador de aire

Los ionizadores de aire son aparatos de gran eficacia para conseguir un hábitat saludable en nuestro hogar. En la estancia que deseemos lograremos una purificación ambiental máxima, desde un dormitorio, una habitación infantil de juegos, una cocina, el salón o el despacho, pongamos por caso, y también en todas ellas esa higiene atmosférica aportará un sinfín de beneficios para la salud y el bienestar de toda la familia.

Si bien lograr una higiene ambiental es un gran beneficio de por sí, la forma de trabajar del ionizador consigue que además ese resultado sea especialmente beneficioso. De hecho, proporcionárnosla conlleva otras muchas ventajas, como las cuatro siguientes:

1 Calidad del aire:  La calidad del aire obtenida proviene de la emisión de iones negativos de forma constante. Es de este modo, gracias a una tecnología de vanguardia que nos lo pone tan fácil como accionar el botón de encendido, se reduce el exceso de iones positivos o, lo que es lo mismo, se elimina la contaminación con una gran eficacia.

2 Un ambiente más saludable: Esa eficacia que obtienen los tratamientos ionizadores abarca muy distinto tipo de poluciones: polución orgánica (bacterias, virus y otros microorganismos) e inorgánica (partículas químicas procedentes de pintura, barnices, limpiadores domésticos, etc.), malos olores y suciedad de todo tipo, incluyendo las diferentes partículas alergénicas.

3 Bienestar y confort: Una higiene ambiental integral como la que obtenemos con la ionización se traduce en una agradable sensación de bienestar. El hábitat doméstico se convierte en un espacio confortable, donde nos sentiremos realmente a gusto gracias a ese aire de calidad tan beneficioso, libre de polución, cargas electrostáticas, fresco y agradable.

4 Cero residuos: La emisión de iones negativos como método para acabar con la polución es una brillante manera de conseguir grandes resultados sin efectos negativos de ningún tipo. Muy al contrario, esos iones de carga negativa que genera garantizan un aire de calidad con cero residuos, que acaba con un sinfín de problemas propios de los espacios cerrados sin añadir problemas. Muy al contrario, conseguiremos un aire puro y fresco, totalmente inocuo, que nos recordará al aire de la montaña.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *