Alergias y Mascotas problemas de Salud en los hogares

Nuestras Queridas Mascotas y algunas Alergias

En la actualidad es cada vez más común que las personas tenga al menos un animal como mascota dentro del hogar; independiente del motivo, la presencia de estos animales es cada vez más frecuente, por lo que el contacto con sus diferentes productos es un suceso usual para las personas; dentro de estos productos que podemos mencionar se encuentran la orina, las heces, el pelo, escamas de piel, plumas, saliva, etc. Todas estas sustancias liberan partículas al ambiente y pueden depositarse en lugares de importancia para las personas principalmente en los muebles. Al igual que los seres humanos todos los animales de pelaje y plumas, cambian este tejido con cierta regularidad por medio de la descamación, generando una importante cantidad de alergenos. Además la orina y las heces una vez se secan pueden liberar pequeñas partículas al ambiente que son arrastradas por el viento y permanecer en el aire por mucho tiempo.

Estas alergias se desarrollan por permanecer en contacto constante con todas estas sustancias; las cuales están compuestas de proteínas, que al entrar en contacto con las mucosas humanas eventualmente van causando que las personas desarrollen una hipersensibilidad a las mismas. Este tipo de alergias no se desarrolla de manera inmediata, pueden pasar meses o incluso años antes de que una persona pueda volverse alérgica a su mascota. Para ello se requiere de un gran nivel de convivencia y permitir situaciones como por ejemplo: que el animal duerma con el dueño, que no se le bañe con frecuencia, tener mucho contacto físico con el animal, que al animal se le permita subirse a los muebles o permanecer mucho sobre una alfombra, entre otras. Por otra parte el acumulo de estos alergenos en tapizados, alfombras, muebles y colchones, permite que estos alergenos perduren dentro del hogar, incluso en el caso de que se decida retirar al animal de la casa; debido a esto, se recomienda que todos los implementos con los que una mascota tenga contacto sean lavado con cierta frecuencia.

Entre las principales recomendaciones para que no se desarrolle una alergia a los animales de la casa se pueden mencionar:

  • No permitir bajo ninguna circunstancia el ingreso de los animales a los dormitorios y mantener la puerta de estos cerrada.
  • En lo posible no permitir que el animal se recueste sobre alfombras, tapizados, muebles o esté en contacto con las cortinas.
  • Bañar al animal por lo menos una vez por semana con agua ozonizada. Existen productos en el mercado aplicables después del baño que, disminuyen la cantidad de partículas que se desprenden durante la descamación.
  • Para la limpieza del hogar, hacer uso de Purificadores de Aire con filtración  HEPA, Iones negativos.
  • En el caso de los gatos se ha demostrado que la castración reduce considerablemente la producción del alergeno mayor.
  • Disponer en el Hogar de Purificadores de Aire, con tecnologías como filtros de carbón activo, luz ultravioleta, generadores de ozono, ozonizadores.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *